Era un día como cualquiera en la concurrida playa de Bondi, en Sidney, Australia, todos parecían disfrutar pero nadie se daba cuenta de que sólo a unos metros se encontraba una pequeña niña que necesitaba ayuda. Ella estaba agitando frenéticamente los brazos y pidiendo auxilio, sin conseguir atención de los bañistas.

Fue entonces que el salvavidas experto Terry la miró y se puso en acción, saltó sobre su tabla y remó tan rápido como pudo para llegar a ella. Sacó su cuerpo exhausto fuera del agua y la llevó a la orilla. Actuó en el momento exacto, pues unos segundos más y la historia sería muy diferente.

loading...

Entrevistado después del rescate, Terry intenta retener las lágrimas cuando describe la experiencia. No sólo le duele a nivel profesional, también trajo recuerdos dolorosos de su vida personal. Este hombre estaba a punto de convertirse en padre cuando su hijo quedó atrapado en el interior del canal de parto cuando su mujer estaba dando a luz.

loading...

Fuente

El bebé falleció por falta de oxígeno y la pérdida devastadora sigue inspirando a Terry a ser un salvavidas, para que otros padres no tengan que soportar el dolor de perder a un hijo.

Mira el emocionante video:

Este video fue publicado en el canal de Youtube llamado BondiRescue, que sigue las actividades de los salvavidas que trabajan en esta playa, una de las más visitadas del mundo. Desde su publicación tiene casi 4 millones de reproducciones. 

Ver los ojos de Terry hace que todos los padres agradezcan por la salud de sus hijos y por este tipo de personas que arriesgan su vida todos los días por los demás.

Aunque la gran pregunta aquí es: ¿Dónde estaban los papás de esta niña?