Las esponjas de maquillaje se han hecho bastante populares en el último tiempo y creo que esto se debe a lo cómodas que son. Además, permiten tener mucho más control sobre cómo va quedando el maquillaje sobre tu rostro, son fáciles de lavar, vienen en diferentes tamaños y siento que hasta son más fáciles de transportar. Una sola esponja puede reemplazar a varios pinceles de maquillaje y eso se agradece, porque ya llevamos demasiadas cosas en nuestra cartera como para añadir algo más.

Los 10 consejos a continuación te ayudarán a mantener tu esponja y sacarle el mayor provecho antes de que tengas que cambiarla por una nueva.

1. Debes lavarla apenas la termines de usar

Es la forma más sencilla de mantenerla limpia y evitar que tu rostro se irrite debido a alguna infección.

2. Estruja todo exceso de agua para evitar que se dañe

loading...


A la hora de lavarla, lo más importante es hacerlo con agua tibia y un jabón de pH neutro. Cuando termines de lavar, estrújala bien para quitar todo exceso de agua que pueda dañarla.

3. Seca con toallas de papel para retirar la humedad

loading...


Posteriormente, sécala con toallas de papel para terminar de retirar la humedad. ¡Listo! Ya la puedes volver a usar.

4. Existen 4 versiones diferentes

Está la normal, la blanca para pieles sensibles, la pro en color negro para aplicar productos de colores más oscuros y una pequeña que puedes usar para maquillar áreas más pequeñas de la piel. Aún así, la versión normal te puede servir para todo esto si es que no tienes piel sensible.

5. Aplica la base líquida en tu mano primero y pasa la esponja por allí para untarla

De esta forma gastarás menos y también podrás asegurarte que estás poniendo el color adecuado y la cantidad adecuada de producto sobre tu rostro.

6. También puedes utilizarla con productos en crema o en polvo

La esponja de maquillaje o beauty blender no es sólo para productos líquidos, también puedes utilizarla para poner maquillaje en polvo o incluso para aplicar productos en crema como los rubores que vienen en este formato o las cremas para counturing.

7. Siempre presiona la esponja contra tu piel de esta forma, en vez de restregarla contra tu cara

loading...


Al presionar lograrás que no se formen marcas visibles o que las líneas de expresión no se vuelvan más evidentes al aplicar maquillaje.

8. Todo lo que necesitas para lavarla es jabón y agua tibia

No te asustes si sale mucho color cuando la lavas, es normal porque estás retirando todo el producto que usaste.

9. Déjala secar de forma natural

Beauty blender bath day! #beautyblender

A photo posted by Haley (@haley0614) on Mar 31, 2016 at 12:42pm PDT

Cuando hayas decidido que ya no la ocuparás por algún tiempo, déjala sobre su recipiente para que se seque de forma natural.

10. Si ves que su superficie está dañada o que su color ya no es el mismo, es hora de cambiarla

loading...

imgur

Esta es una buena forma de saber cuándo es momento de cambiarla. Todo dependerá de qué tan a menudo te maquilles o qué tipo de productos uses. Si su color ya no es el mismo o si notas cambios en su superficie, es hora de comprar una nueva.

¿Usas la beauty blender o esponja de maquillaje? ¡Cuéntanos!