En una relación de pareja es importante la química y la comunicación, pero también la confianza, la entrega, la unión y, claramente, el compromiso. Cuando nos enamoramos de alguien nos preocupamos de ser compatibles y de demostrar nuestro amor a diario. Sin embargo, cuando ya ha pasado el tiempo, comenzamos a notar en ciertas cosas que esa persona sí es la indicada para compartir nuestra vida. Aunque, a veces nos damos cuenta de lo contrario.

Si tienes dudas, entonces mira estas preguntas que pueden dejarte las cosas más claras. Si respondes sí a todas ellas, entonces es la persona indicada. Si no, entonces comienza a analizar qué es lo que pasa.

1. ¿Sonríes cuando piensas o vez a esa persona?

Si una sonrisa aparece automáticamente cuando recuerdas a esa persona o, más aún, cuando la ves, entonces significa que estás enamorado y, más importante, que sientes un amor verdadero. Es probable que esa persona te haga sentir mejor siempre y sea el motivo de inspiración que tienes en el día a día. Si respondiste que “sí” a esta pregunta, entonces cuida mucho tu relación.

2. ¿Esa persona está ahí para ti siempre?

¿Te apoya? ¿Es tu compañero de vida y aventuras? Si es así, entonces disfrutas de una relación en la que abunda el compromiso y la comprensión. Si tu pareja siempre te apoya y motiva, entonces estás con alguien que quiere tu bienestar y te ama por sobre todas las cosas. Si lo hace siempre, entonces no queda duda.

3. ¿Te hace querer ser mejor persona?

¿Te inspira a ser mejor? ¿Provoca en ti ese deseo de salir adelante y crecer? Alguien que te ama de verdad y te hace sentir amado provoca que siempre sientas ganas de ser una mejor persona cada día, pues tienes una motivación y el apoyo de quien más quieres.

4. ¿Puedes hablar con esa persona durante horas sin aburrirte?

Si puedes hablar durante horas con esa persona sin aburrirte, agobiarte o incomodarte, entonces estás en buen camino, porque significa que te sientes a gusto con esa persona y comparten muchas cosas en común. Sin embargo, si sientes que tienes la obligación de hablarle o, peor, te obliga y exige que le hables, entonces no es una buena señal.

5. ¿Confía en ti y ha abierto su vida para ti?

No para todas las personas es fácil conversar y confiar en otros. Es normal, pero, si después de un largo tiempo tu pareja aún no ha abierto tu vida para ti y no te hace parte de ella, entonces algo anda mal. Sobre todo si notas que no confía en ti. Cuando hay amor de verdad hay confianza.

6. ¿Tu vida ha mejorado desde que se conocieron?

¿Has notado que tu vida es mejor después de haber conocido a esa persona? ¿Sientes menos problemas? ¿Te sientes más apoyado y dispuesto? Si es así, entonces definitivamente estás junto a la persona indicada, pues te inspira motivación y te hace ser feliz a diario.

Si respondiste “sí” a todas las preguntas, entonces sí estás junto a la persona indicada.

¡Felicidades!