Muchas veces sentimos pereza de tomar esa pastilla anticonceptiva o quizás simplemente se nos olvida. Bueno, en la antigüedad esos problemas no existían porque los métodos para evitar quedarse embarazada eran mucho pero MUCHO más retrógrados. Y cuando digo retrógrados me refiero a que realmente te impresionarás al saber que algunos eran hasta estúpidos de pensar que podrían funcionar. BBC Mundo hizo esta curiosa lista.

Te los mostramos para que juzgues por ti mismo…

1. Acuclillarse y estornudar

Antes se creía que al terminar una relación sexual, si te ponías en cuclillas y estornudabas muchas veces, podías evitar que la esperma entrara en tu organismo. Espero que se hayan dado cuenta de la estupidez tras el primer bebé gracias a esa “solución”.

2. Testículos de comadreja

Otro método era colgarse testículos de una comadreja de una pierna. Eso se supone que era como tomar tu pastilla todos los días. Mmm, igualito a la pastilla si claro. Además qué sensual ver a una mujer con testículos colgando, ¿no?

loading...

3. Residuos de herrero

En la época de los griegos, las mujeres se bebían el líquido de los herreros para enfriar sus herramientas porque contenía mucho plomo. Esta forma no solo era prehistórica, si no que traía consigo consecuencias peligrosas como náusea, insuficiencia renal, convulsiones, coma y muerte.

loading...

Y para impresionarte más todavía, en la Primera Guerra Mundial las mujeres iban a trabajar a fábricas de plomo por la misma razón. ¡Qué locura!

4. Caca de cocodrilo

El diafragma que conocemos hoy es algo que no surgió tan hermosamente como podrías creer. Los egipcios pensaron que había que mantener a los hombres alejados de las partes íntimas femeninas y así nadie quedaría embarazada. Para esto, hicieron que las mujeres se echaran caca de cocodrilo con miel. De aquí surge siglos después el diafragma, así que menos mal que no tuvimos que experimentar la etapa anterior.

loading...

5. Té de testículos

Se creía que era igual de efectivo que colgarse los de una comadreja. La diferencia es que esta vez los canadienses lo molían hasta que quedara como polvo y se lo bebían con alcohol. O sea, quedabas totalmente borracha. No es una mala forma de pasar los testículos de un castor, como era en este caso.

loading...

6. Intestinos de animales

Antes del conocido condón la forma de preservativo no era tan agradable. Se usaban intestinos de animales, generalmente de cerdo, y se recomendaba remojarlo en leche caliente para que fuera “más placentero”.

7. Limón de casanova

La técnica del famoso Don Juan era extraer la pulpa del limón y la cáscara dejarla como capuchón cervical. El ácido del limón funcionaba como espermicida, lo único que no suena tan desatinado.

8. Mercurio

En el año 900 a.C. se les recomendaba a las mujeres que justo después del coito se tragaran 16 renacuajos fritos en mercurio. Lo que funcionaba igual que el agua de herrero, era como un veneno que en la mayoría de los casos dejaba a las mujeres estériles y con daños al hígado, a los riñones y podían hasta morir.

loading...

9. Opio

Las mujeres usaban la cáscara de la planta y se la ponían en la vagina. Se decía que tenía el mismo efecto que fumar opio pero no sé qué tan efectivo sea eso como método anticonceptivo.

loading...

10. Ducha vaginal con una bebida “cola”

Se creía que echarse el líquido de la bebida gaseosa haría que explotaran las células del semen y no entrarían en el útero. Y para que te sorprendas, no fue hace tanto tiempo, solo hace unos 60 años atrás.

loading...

Apuesto a que te sientes afortunada de no tener que pasar por estas terribles formas anticonceptivas. ¡Gracias a Dios por los avances científicos!