Hay días en tu trabajo que se pueden llegar a volver insoportables. El cansancio y el estrés pueden acumularse y hacerte pensar que tu día es pesado y hasta aburrido, de hecho, ni siquiera te quedan ganas de volver a levantarte al día siguiente para trabajar. A menos que, claro, puedas tener algo en tu oficina que te distraiga y te permita relajarte un poco, como tu mascota, por ejemplo.

Sí, probablemente te estarás preguntando cómo vas a llevar a tu mascota al trabajo, si no está permitido. Bueno, aunque no lo creas, hay empresas que sí te permiten llevar a tu mejor amigo. De hecho, se les llama empresas “Pet Friendly”. Este tipo de empresas tienen una cultura laboral amigable que permite llevar mascotas a la oficina, como la empresa O’Connel & Goldbert.

loading...

AP

Bárbara Goldbert, la directora general de la firma de relaciones públicas de Hollywood (O’Connel & Goldbert) sabe muy bien que este tipo de iniciativas funciona muy bien con los empleados, pues hace que estén más felices y se sientan más productivos.

Por su parte, Steve Benson, dueño de Badger Maps, asegura que los perros son muy intuitivos y que parecieran saber cuándo alguien está desanimado.

Sin embargo, como toda iniciativa, también hay detractores ante esta idea de llevar mascotas a la oficina. Siempre que hay alguien que adora estar con animales, hay alguien que les tiene alergia, miedo o no les gusta. Por ejemplo, Rodney Álvarez, ejecutivo de Recursos Humanos de Celtra, comenta que es necesario tomar en cuenta algunos asuntos legales, como verificar que los animales no sean agresivos.

loading...

AP

Por otro lado, Sterling, empresa de relaciones públicas, también admite mascotas, pero sólo 7 de los 20 empleados las lleva. Es más que nada saber controlar a los animales para que no ladren o pasen a llevar los mueble.

Y, en cuanto a las necesidades de las mascotas, algunas empresas saben cómo lidiar cuando sus amigos dejan “regalitos” por ahí.

Y tú, ¿llevarías a tu mascota a la oficina si tu empresa lo permitiera?