En estos días, las personas queremos capturarlo todo en imágenes, incluso la comida que comemos. Por eso parece bastante nomrla querer capturar los momentos preciosos de una boda. Pero, ¿en qué punto esto se convirtió en una molestia? El fotógrafo australiano Thomas Stewart publicó en Facebook una critica a los invitados de los matrimonios por tomar fotografías durante la ceremonia con sus celulares o cámaras y lo dejó clarísimo: no sólo pueden molestar a los novios sino también a quienes les pagaron por tomar fotos.

Para Stewart el ideal sería una boda libre de aparatos electrónicos y el mejor ejemplo que dio fue la fotografía con la que acompañó su publicación. En ella se ve como un novio tuvo que inclinarse hacia un lado en el altar para poder ver como su futura esposa caminaba por el pasillo pues los invitados por querer tomar fotos terminaron bloqueando su visión.

loading...

Thomas Stewart Photography / Facebook

Esto es parte de lo que publicó:

“…Miren esta foto. Este novio tuvo que inclinarse más allá del altar para ver a su novia acercarse por el pasillo. ¿Por qué? Porque los invitados con sus teléfonos estaban en el pasillo y en su camino. Esto apesta. Y no estoy culpando a estos invitados en particular; de hecho me adjudico gran parte de la responsabilidad de lo que está ocurriendo. En el pasado debí haber sido más específico con mis clientes al explicarles porque a los invitados se les debería pedir que no tomen fotos. Desde ahora en adelante le daré una gran importancia a esto.

Si están planeando una boda, por favor consideren estos puntos:

1. Los invitados con celulares, iPads y cámaras se ponen justo en el camino de tu fotógrafo. No tienen idea como no estorbar. Ellos a menudo arruinan muchas de nuestras fotos. Hacen que salgan peores. Tú estás pagando bastante dinero por un fotógrafo lo que significa que quieres unas fotos increíbles. No podemos hacer nuestro mejor trabajo con personas poniéndose en nuestro camino.

2. Estos mismos invitados estorbarán su camino. Se perderán momentos de tu boda porque habrá alguien con un iPad en el camino. No podrán ver la cara de sus parejas al caminar por el pasillo.

3. Las fotos de los invitados normalmente son una basura. Lo siento, pero es verdad. No podrán tomar muy buenas fotos con la cámara de su celular inclinándose en el pasillo de una iglesia oscura para fotografiar a una persona en movimiento. Incluso muchos profesionales tienen problemas con esto.

Y finalmente el punto más importante:

4. Imagina estás en la mitad de la ceremonia de tu matrimonio. Estás exultante. Decides echar un vistazo a los invitados porque estás seguro que están compartiendo estos momentos de alegría contigo, posiblemente llorando de emoción. ¿Qué ves? NINGUNA CARA PORQUE ESTÁN TODAS ESCONDIDAS DETRÁS DE CELULARES Y CÁMARAS.  Ciertamente dudo que esta sea la manera que quieres recordar tu boda.

En tus invitaciones escribe que tendrás una ceremonia desenchufada: ninguna tecnología, por favor. Escríbelo en una pizarra para que los invitados puedan verlo cuando lleguen. Díselo a tu celebrante / ministro / sacerdote que se lo anuncie  a los invitados al comienzo de la ceremonia. ¡CONTRATE UN AVIÓN PARA QUE LO ESCRIBA EN EL CIELO!

Y invitados, ustedes han sido invitados a esta boda para compartir y celebrar el amor que dos personas sienten el uno por el otro. Ellos no te invitaron a tomar fotografías que probablemente nunca verán. Ellos te quieren allí con ellos de alma y corazón, quieren ver tus ojos llenos de lágrimas a medida que forman parte de su boda. Ustedes son testigos de su matrimonio, así que por el amor de Dios, mírenlos con sus ojos y sus mentes, no con sus teléfonos.

Así que invitados por favor, por mí bien, y por el bien de las dos personas que se casan, dejen sus cámaras en casa y guarden sus teléfonos y iPads”.

Ya lo sabes… guarda tu celular y deja de estorbar.

¿Qué opinas al respecto?