Las teorías y el enfoque psicológico que nos aportó Sigmund Freud cambió sin duda muchos de nuestros conceptos sobre la mente humana, los sueños y múltiples problemas psicológicos que desde entonces, se han abordado de otro modo.

El psicoanálisis gozó y goza de una gran reputación, no obstante, son muchos los profesionales que con una visión algo más ecléctica, deciden hacer uso también de otras teorías con las cuales, obtener una visión más rica y práctica donde el cognitivismo o incluso las teorías gestalt ofrecen sin duda unas herramientas más amplias.

Sigmund Freud fue una figura de gran relevancia no solo en plano clínico o académico. Decir Freud es hablar de cultura, es pensar en el subconsciente, en recuerdos reprimidos y traumas de infancia. Es ver también esos escenarios que Dalí creó para Alfred Hitchcock en “Recuerda”, y es ante todo, ver algunas pinceladas en sus teorías que nos confunden un poco y que nos llaman la atención.

Hoy en Supercurioso te las explicamos.

5 teorías muy controvertidas de Sigmund Freud

Sigmund Freud formuló muchas de sus teorías cuando aún no habíamos llegado al siglo XX. Como todo buen teórico y experto en el comportamiento humano, fue consciente de que muchos de esos enfoques no eran del todo correctos, así que a lo largo de su vida, se vio obligado a “matizar” o incluso cambiar más de uno de sus enfoques.

Te hablamos de los más contradictorios, de los más llamativos.

Sigmund Freud y la mujer

Freud estaba muy influenciado por una sociedad claramente patriarcal, y sus teorías destilan por así decirlo, una esencia bastante machista. Las mujeres eran claramente el eslabón inferior de la humanidad, y su comportamiento estaba marcado por la represión sexual, la histeria y ante todo por una carga muy concreta  “la ausencia del órgano genital masculino”.

loading...

Esa especie de “castración” genética provocaba que las mujeres tuvieran comportamientos represivos y poco adecuados, porque para Freud, la función de la mujer era una en exclusiva: quedarse en el ámbito privado para cumplir su función de crianza, de cuidado y reproducción.

Sigmund Freud y Dios

Freud se interesó de forma notable sobre el sentimiento de devoción. Una de sus mayores incógnitas personales era saber por qué el ser humano necesitaba creer en Dios. Las conclusiones a las que llegó fueron también bastante controvertidas:

loading...

  • La devoción religiosa se debe a un sentido colectivo de culpabilidad.
  • El ser humano es violento por naturaleza y necesita de un Dios para no comportarse como “animales”.
  • El materialismo freudiano declara que el ser humano no es libre, sino que está determinado sobre todo, por su fanatismo religioso. La religión, para el padre del psicoanálisis era poco más que una proyección paranoica.

Freud y su teoría de la seducción

Sigmund Freud no tuvo más remedio que retractarse públicamente en 1905 sobre uno de sus enfoques, el quemás tarde se conoció como la “teoría de la seducción”. Estos eran sus ejes vertebradores:

loading...

  • La teoría de la seducción era la herramienta mediante la cual, Freud quiso explicar el origen de los traumas de las personas.
  • Todo trauma, para Freud, tenía origen en una experiencia sexual ocurrida en la infancia.
  • El problema no era lo que hubiera sucedido en la niñez de esa persona, el trauma venía dado por el recuerdo “reprimido y escondido”, aquello que, escondido en el subconsciente, impedía que la persona pudiera llevar una vida normal.

Para concluir, queda claro que los traumas tienen diversos orígenes, y no siempre se relacionan con una experiencia sexual ocurrida en la niñez.

Freud y la bisexualidad

Así es, durante un tiempo Sigmund Freud llegó a defender que todos nosotros disponemos de una orientación sexual capaz de interesarse por ambos géneros a la vez. Era algo inherente al ser humano.

bandera gay

Esta teoría la asumió de su colega y amigo Wilhelm Fliess, un biólogo, médico y psicólogo alemán con el que tuvo una excelente relación hasta que de pronto, ambos se enfrentaron por haberse robado la teoría uno al otro.

Freud y la paranoia

La paranoia, a día de hoy entra dentro de lo que se conoce como trastorno delirante o psicosis paranoica. La psiquiatría moderna ha reformulado y corregido esos términos con los que Sigmund Freud los definió en aquellos primeros años. A saber…

  • La paranoia, para Freud era en realidad una proyección del deseo homosexual inconsciente.

El único matiz que más tarde reformuló y que a día de hoy se acepta es que la paranoia puede darse también como un mecanismo de defensa de la autoestima.

loading...

Para concluir, la figura de Sigmund Freud es muy importante en el campo de la psicología, pero visto desde la mirada moderna, muchos de sus pilares tienen ciertos componentes controvertidos, que explica y refleja libros tan interesantes como Vampires and Psychoanalysis.

No dudes en dejarnos tus comentarios y en recordar nuestro artículo sobre el inconsciente colectivo de Carl Gustav Jung.