¡Hola Supercurioso! Antes de leer el artículo nos gustaría que conocieras una nueva forma de descubrir nuestro curioso mundo, ¡a través de Youtube! Tenemos un canal del que nos encantaría que formaras parte. ¡Puedes suscribirte y conocerlo aquí –> YouTube Supercurioso!

El rápido crecimiento de la capital de China, Beijing, está creando graves consecuencias. Su imparable crecimiento urbano, ha provocado una creciente demanda de agua en la capital. Siendo el hogar de 20 millones de personas, la ciudad utiliza 3,5 mil millones de litros de agua cada año, 2/3 de los cuales se bombean desde los acuíferos situados bajo la ciudad.

La gran ciudad de Beijing se está hundiendo en la tierra

De acuerdo con un nuevo estudio, algunas partes de la ciudad se están hundiendo extremadamente rápido, concretamente algo más de 10 centímetros cada año. El distrito financiero Chaoyang es el más afectado. Rascacielos e infraestructura como los sistemas ferroviarios están poniendo en peligro el bienestar de la población.

El hundimiento de la tierra es un grave riesgo geológico que amenaza la seguridad de la infraestructura pública y urbana. Por lo tanto, la monitorización continua del hundimiento de la tierra es fundamental para la detección de los riesgos potenciales y para el diseño de estrategias de compensación.

Investigadores de China, España y Alemania trabajan en conjunto con la Fundación Nacional de Ciencias Naturales de China para estudiar este problema. Se analizaron los datos de miles de imágenes de satélite y sensores GPS para realizar un seguimiento de los cambios en el nivel de las aguas subterráneas, de 2003 a 2011. El control del agua subterránea mostró cómo la caída en la elevación causada por el hundimiento de la tierra respondía a causas geológicas, provocados por el hombre, y estaba causando el hundimientos de partes de la ciudad.

En realidad, la ciudad ha mostrado signos de esta terrible situación desde 1935, debido a las aguas subterráneas que han sido la principal fuente de agua para uso industrial, agrícola y doméstico. Aunque la causa principal del hundimiento es el agotamiento de estas aguas, otras causas como el tipo de acuífero, la ubicación de las bombas de agua y el espesor del terreno blando contribuyen al problema. Para que te hagas una idea, hay más de 10.000 pozos de agua en la zona.

loading...

El estudio señala que el hundimiento podría ser detenido e incluso recuperarse, si la ciudad termina con el bombeo de las aguas subterráneas, lo que permitiría a los acuíferos ser restaurados.

En 2012, el Consejo de Estado de China aprobó un plan para prevenir el hundimiento del suelo, limitando el uso de las aguas subterráneas y el seguimiento de las zonas afectadas. En 2015, China completó el proyecto de desviación de agua sur-norte. El objetivo era canalizar 44,8 millones de metros cúbicos de agua dulce al año desde el río Yangtze en el sur hasta el norte. A partir de tres sistemas de canales, una red de 1.500 millas de túneles encaminarían el agua a Beijing. El distrito de Chaoyang ha anunciado recientemente sus planes de retirar 367 pozos de agua para reducir la dependencia de las aguas subterráneas.

China tiene 45 ciudades y municipios donde han ocurrido desastrosos hundimientos de la tierra. Pero el problema del hundimiento no se limita a China. Beijing es en realidad la quinta ciudad con más problemas de agua en el mundo: Yakarta se hunde unos 28 centímetros cada año y las ciudades de Bangkok, Ciudad de México y el Valle de San Joaquín también están en peligro. Parece que el exceso de población está teniendo consecuencias nefastas en todo el mundo. ¿Conocías esta situación?

Si te interesa este tema, no te puedes perder nuestro artículo sobre 7 lugares FASCINANTES que desaparecerán. ¡Conócelos ahora!

Imagen: Mitch Altman y fauxly vía Flickr