Ser padres es una gran responsabilidad, sabemos que nuestros genes y nuestros actos condicionarán el futuro de nuestros hijos, pero hasta ahora se pensaba que asuntos como la alimentación sólo debía cuidarla la madre que es la que iba a gestar al futuro retoño. Ahora se sabe que no es así, la alimentación del padre también afecta al futuro del hijo.

Tu alimentación, a través de tu esperma ¡Condiciona a tus hijos!

Siempre se había creído que los espermatozoides únicamente aportaban la información genética del futuro padre. Y ésta era la necesaria y única colaboración que realizaban. Dos investigaciones diferentes, una publicada en la revista Science y la otra de Oliver Rando, especialista en genoma de la Universidad de Massachusetts,  llevadas a cabo con ratones, indican lo contrario. El espermatozoide además de la información genética aporta ARN (ácido ribonucleico) y micro ARN y ambos podrían aportar valores epigenéticos y entre otras cosas cambiar el metabolismo de los hijos.

loading...

Las pruebas se han hecho con ratones; pero los investigadores piensan que son extrapolables a los seres humanos. Así no sólo sería la madre, que es la gestante, la responsable del desarrollo de su futuro hijo. La manera cómo el padre se alimente, antes de la fecundación, afectará al metabolismo de sus hijos en cuestiones como la obesidad o la diabetes.

loading...

En el artíclo de Science los investigadores de la Academia China de Ciencias de Pekín, observaron cambios en la descendencia si a los “ratones padres” se les alimentaba con una dieta muy grasa o una más habitual. Las crías del primer grupo pesaban más y al poco tiempo desarrollaron anomalías muy frecuentes en la población obesa o diabética, como es la intolerancia a la glucosa o se volvían resistentes a la insulina. Las pruebas se hicieron con ratones, ya que su ciclo reproductivo es muy corto y se ve enseguida la diferencia entre la descendencia si el padre ha sido sometido a una u otra dieta.

loading...

Y esto no es todo, un reciente estudio de Tracy Bale, de la Universidad de Pensilvania, demuestra que también el estrés se transmite de padres a hijos a través del esperma. Se sometió a los ratones padres a una situación de estrés y se vio que esto alteraba el ARN de su esperma y conducía a una alteración en el desarrollo neuronal (y por tanto podía afectar la salud mental) de su progenie.

loading...

Como veis no sólo las madres han de cuidarse, también los futuros padres han de tener presente que algunas características de su forma de vida puede pasar a sus hijos.

Si estás pensando en tener descendencia, quizá quieras saber como funciona un test de embarazo.

Imágenes:  KitJacqueline SanchesRick Eh?