La medicina, y en especial sus estudiantes, siempre ha necesitado cuerpos humanos para poder experimentar y aprender. Como ya sabes, a lo largo de muchos momentos de nuestra historia la práctica del estudio con cadáveres ha sido perseguida e incluso castigada, de hecho, en Supercurioso ya te hablamos por ejemplo del especial interés de Leonardo da Vinci en esta área, una muestra más de las arduas dificultades que ha tenido el campo de la medicina a lo largo de los siglos para poder avanzar.

A día de hoy, son muchas las personas que donan sus cuerpos a las universidades, de ahí que los estudiantes puedan hacer sus prácticas familiarizándose desde el primer momento, con el uso de los cadáveres con fines académicos. No obstante, todo tiene un coste e incluso una pequeña carga moral, que para mucha gente, sigue siendo algo impactante. De ahí que en los últimos años laboratorios muy conocidos como SynDaver, haya aportado al mundo de la ciencia y la medicina, algo tan espectacular como “inquietante”: los humanos sintéticos.

¿Te atreves a conocerlos con nosotros?

Los humanos sintéticos, realismo absoluto

Se mueven, parpadean, tienen espasmos, y sus derrames, dejan fluir una sangre con la misma consistencia y temperatura que la nuestra. ¿Soprendido/a? Esto es solo el principio. Según los directivos de esta importante firma de laboratorios, la SyndDaver, los humanos sintéticos son un gran avance para el campo de las prácticas quirúrgicas.

loading...

Estos cuerpos son perfectos simuladores con los cuales experimentar con un “falso cuerpo vivo”, es decir, el cuerpo bombea sangre, respira, tiene piel, grasa, un perfecto sistema circulatorio, respiratorio, digestivo…. Cuentan con cada hueso y cada tendón, con cada vena y cada arteria, con capilares, músculos… Criaturas hiperrealistas que vienen perfeccionándose desde el 2004 cuando salieron los primeros prototipos y que, a día de hoy, se siguen mejorando hasta intentar introducir en ellos células vivas para que la experimentación sea aún más auténtica.

SynDaver tiene su sede en Tampa, Florida y tienen como objetivo que los cadáveres sean finalmente sustituidos por “humanos sintéticos”, es más, también se va a intentar hacer lo mismo en el campo de la veterinaria. De este modo, todo estudiante, cirujano o especialista que desee, puede hacer prácticas con estas réplicas perfectas capaces de reaccionar a estímulos como lo haría un ser humano normal. Existen incluso humanos sintéticos que simulan heridas traumáticas de guerra, ahí donde la rapidez es clave para salvar la “vida” del paciente.

loading...

Cada órgano y cada estructura tiene un realismo absoluto. Uno puede ver los riñones , el intestino y sus tejidos internos, el contenido en agua, en grasa, la flora bacteriana, un estómago donde se halla aún esa comida que digerir… Sencillamente asombroso. Señalarte también que cada cuerpo está hecho como  un rompecabezas en 3D, es decir, todo es de “quita y pon”, para facilitar así el estudio.

Quien sabe si dentro de poco veamos ya a estos humanos sintéticos en todas nuestras universidades. No obstante, cabe decir que cada uno de estos muñecos tiene un precio de 30.000 euros. Te invitamos -si te atreves- a ver el vídeo divulgativo de SyndDaver.