Sin lugar a dudas, el castellano es una de las lenguas más ricas y bellas que existen. Pero como lengua viva no puede escapar de la influencia de otros idiomas, de otras expresiones que día a día van ofreciéndole mayor riqueza y versatilidad. Son pocas las veces que nos detenemos a ahondar un poco en esas palabras más comunes que solemos utilizar y de las cuales, desconocemos el origen. Algunas de ellas proceden directamente del latín, otras son simples anglicismos que hemos incorporado al lenguaje coloquial. Así que… ¿te gustaría conocer el curioso origen de algunas palabras?

1. TESTIFICAR

El diccionario nos dice que testificar, significa declarar como testigo en un acto judicial. Excelente, pero ¿de dónde viene exactamente el término? Te aseguramos que la explicación se lleva el premio a la curiosidad. De hecho existen dos teorías al respecto, pero en ambas existe un eje común, veámoslo:

La PRIMERA TEORÍA dice que durante el Imperio Romano, los ciudadanos que debían declarar ante un tribunal, se apretaban sus testículos para jurar que iban a decir la verdad y toda la verdadSeguro que ahora te preguntarás de qué modo declaraban las mujeres… lamentablemente hemos de decir que las mujeres aún no tenían el derecho de actuar como declarantes ante un juicio.

La SEGUNDA TEORÍA también tiene su dato curioso. Y tiene que ver con la Iglesia. Se dice, que cuando se finalizaba un cónclave y se elegía al próximo Papa, éste era sometido a un prueba. ¿Adivináis cual? En efecto: un cardenal debía tocar los testículos al futuro Papa para asegurarse de que era un hombre y no una mujer. Y todo a raíz de lo ocurrido con el Papa que no resultó ser tal, sino que era Papisa y se llamaba Juana.

loading...

2. BIKINI

Todos conocemos el atractivo traje de baño inventado por Louis Réard. Pero ¿qué le llevó a bautizar esta prenda con este divertido y sonoro nombre?  Pues la verdad es que su origen no es tan festivo, porque procede del atolón polinesio de Bikini, allí donde se llevaron a cabo unas pruebas nucleares en 1946.

La explosión atómica fue devastadora y terrible, dejando el islote completamente “desnudo” de vegetación…. la prenda del señor Réard era igual de explosiva y dejaba a las mujeres… prácticamente desnudas.

loading...

3.  FUCK

De acuerdo, es una palabra muy inglesa, muy del vocabulario cotidiano de los hablantes de esta lengua, y que en nuestro idioma traducimos sencillamente como “joder”. Pero es tan curioso que bien merece la pena ahondar en él.  Se remonta a la Edad Media, en Inglaterra. Cómo ya sabemos en aquellos tiempos uno no podía yacer con su pareja y tener relaciones sin el permiso real. Iba sencillamente, en contra de “la conducta y la moralidad” de la población. Así pues, si tú deseabas tener un hijo necesitabas obligatoriamente un certificado del rey que te lo permitiera. En él  ponía lo siguiente: “Fornication Under Consent of the King”. Es decir…“FUCK” para abreviar.

origen palabra fuck

4. ALARMA

Otra palabra a tener en cuenta. ¿Su origen? En tiempos de la presencia musulmana en España nada más y nada menos. Cuando los habitantes de la península estaban en el interior de sus recintos amurallados enfrascados en sus actividades cotidianas, siempre había alguien apostado como vigía que solía avisarles de la llegada y el inminente ataque de los musulmanes, con dos sencillas palabras: “¡Al arma!

Entonces los íberos corrían a por sus armas apiladas al centro del fuerte para defenderse.

loading...

5. FARO

Un origen realmente bonito. Esta vez nos situamos en Egipto, justo en la desembocadura del río Nilo, ahí donde se hallaba la isla de Pharos, muy cerca a su vez de la gran y mítica ciudad de Alejandría. Fue en esta isla donde se construyó en el año 280 AC una gran torre de mármol que servía de guía para los barcos. Era, obviamente, El Faro de Alejandría,  una de las 7 maravillas de la antigüedad.

loading...

 

 

¿Conoces el origen curioso de alguna otra expresión? Cuéntanoslo y hablaremos de el en futuros artículos.